Translate

viernes, 9 de diciembre de 2016

UN VIEJO AMOR


          Recibí una carta de un viejo amor, de esos amores que ya no hay, de esos amores que un día prendieron fuego en el corazón y dejaron sus brasas en tu alma…De esos amores que nunca leyeron el Kamasutra, pero como quiera que fuera, en cualquier posición y en cualquier lugar, tenía sus reglas y en su abrazo siempre había amor, ternura y osadía.

          Recibí la carta, bajo sospecha de sorpresa e ilusión por un recuerdo. Abrí el sobre y me dispuse a leer sus mágicas letras: Mi amor, hace tiempo quise decirte algo. Hace muchos años, que nuestras decisiones  separaron por siempre nuestras vidas. Nuestros errores, alejaron nuestros caminos y escribieron para cada quien nuevos destinos.  Te amo, siempre te amé y te seguiré amando en la eternidad. Porque lo que siento, no lo puedo esconder. Quiero que sepas  que por muchos años he llorado la falta de tu abrazo, la música de tus palabras y la protección que le dabas a mi alma. Mi corazón ya no fue el mismo, mi piel ya no quería otras caricias y mi boca secaba su dulzura cuando se acercaban otros labios. Mi vida se vistió de una querida soledad en tu recuerdo y mi corazón solo latía, cuando le recitaba tu memoria. Ya jamás te tendré, pero te aseguro que en mi espíritu, guardaré por siempre tu cariño.

           P.D. Dejé encargada esta carta para que te la mandaran el día de mi muerte. Besos.


           Nunca dejes que las palabras de tu corazón, solo vivan después de tu muerte. Dilas ahora y serás más feliz.