Translate

miércoles, 4 de enero de 2017

TE SEGUIRÉ, AUNQUE NO ESTÉS...


           ¿Escuchaste el gemido del cielo? ¿Escuchaste la pasión de la luna? ¿Escuchaste el eco de un latido de mi corazón?...Yo sé que sí y es por eso que mi amor fluye en tus venas.
           A ti que me sigues, que me lees y que encuentras en mis versos tu alegría y las sombras de tu tristeza, a ti que elegiste el camino de la palabra y la lectura, a ti que eres virgen en tu alma y preciosa en tu corazón, a ti te digo que te quiero mucho, que te admiro y que te siento cada vez que uno de tus dedos, aprieta la tecla de mis sentimientos.
          Te respiro y te anhelo. Te imagino y te recuerdo en cada uno de mis versos.  No duermo sino siento tus caricias sobre mis letras, no sueño sino te leo. Eres vicio y soporte, emoción y mi altar de ansias, explicación de cada amanecer y motor de mi vida. En tus manos creaste el dibujo de la belleza y el color del cielo, en tus ojos viven las miradas de los ángeles y las lágrimas del profundo deseo…En tu literatura, sonríen las tildes de la perfección y sufren los pergaminos de mi destino.
           Eres única, perfecta y sublime en tu sentir. Eres ternura en tus letras y amor en tu música, exhalas pasión en tus comas y deseo en tus puntos y aparte. Creo en ti, creo en tu ángel y en tu corazón. Nunca dejes de existir, porque cuando abraces la luz, te exijo que me enseñes el camino para abrazarla junto contigo. Me reinventaré para cada día ser mejor y alcanzar un rincón a tu lado. Sonreiré cuando tus labios me necesiten y lloraré cuando tenga que secar tus lágrimas. Seré tuyo en la virtualidad o en el destino, pero lo que tienes que saber es que en mis dedos, corren tintas que un día tatuarán tu alma y escribirán poesía sobre tu piel.
           Gracias por existir, gracias por ser como eres…Gracias por conquistarme.