https://publishers.propellerads.com/#/pub/auth/signUp?refId=Tilr HISTORIAS DE ITACA: LUZ

sábado, 11 de agosto de 2018

LUZ


                Sin tiempo la luz es principio y fin, solo está. Fluye a la densidad del no tiempo y en el eterno, serás.  Destellarás máxima intensidad, sentirás que siempre has sido, entenderás que la muerte es un invento del tiempo para ser comprendido, un recurso en una matrix, que nos tiene inhibidos. Quizás somos parte de una granja artificial, esclavos en manos de ajenas evoluciones, parte de un entramado universal que en nuestro albedrío hemos elegido o quizás algo no real, en la ilusión creada por un poder que no tiene astral.
                Darnos cuenta es conocer dónde nacimos, salir de este laberinto una utopía de un impuesto destino, llorarnos, un recurso querido y a veces sonreír, lo que nos queda de nuestro ancestro divino. En nuestra historia hemos escrito con sangre el grito de la esclavitud, del racismo, de la intolerancia, de la discriminación sin motivo, del aprendizaje y la educación por el miedo, del abuso consentido y de la extrema violencia en guerras, conquistas e incluso, dentro de cada pareja. Esto nos han enseñado, pero no solo  la lección no hemos aprendido sino que la abrazamos como elección, la copiamos, la repetimos y  a otros de ella juzgamos, sembramos ajenas culpas y con una mano en la cintura, nos excusamos.
               Han atrapado nuestros sueños, los han secuestrado y limitado, burlado y en cada una de sus ilusiones, un montón de espinas han sembrado. Día con día nos dicen lo que tenemos que hacer, qué comer, qué comprar, qué beber, qué aprender o qué no, cómo pensar, de qué hablar, a dónde viajar, cómo vivir e incluso cómo debemos amar para ser parte de esta reprimida sociedad. ¿Realmente crees que estás aquí para esto? ¿No te sientes engañado?
               Lo material ha trascendido a lo espiritual, por mucho lo ha rebasado. Si tienes vales y si no, no eres parte. Si agachas la cabeza compartes y si no lo haces, hasta el saludo te sustraen. Si piensas como todos puedes llegar a sabio y si no, un loco que en los medios no tendrás espacio.  Si eres religioso te dirán que desde el origen eres pecado, adorarás inventadas imágenes, de sus limosnas serás dador e incluso le cantarás a un Dios, al que le jurarás temor y si no, te tacharán de anatema, un agitador sin pena, un ateo en el infierno de sus evangelios o de la mala vida, el más grande de los profetas.
               Sabes lo que eres, de dónde vienes y a dónde vas. No hay secreto en el Universo porque todo está escrito en tu dentro. Sabes que eres luz, esa energía que te fluye por completo, un alma parte de la Gran Fuente y ese consciente que a la vez es todo pero está parasitado por extraños entes. Debes vibrar más alto, cambiar tu frecuencia, sentirte Universo y lo más importante, prenderte ante todo,  en esa Luz que eres.