miércoles, 8 de marzo de 2017

TU ALMA LLORA...


             Encontré amor en tu odio, ternura en tu aspereza, mirada en tus ojos y sentimiento en tu alma. Encontré los rasguños de la traición en tu corazón, la dormida inteligencia en tu mente y la perversión de la ignorancia pegada a tu piel. Sentí tu vergüenza y el sueño de la compungida soledad, tatuada como calcomanía en tus paredes.
             Revisé tus sábanas, olí tu almohada, lancé viejas cobijas por la ventana, destrocé tu armario, partí a la mitad tu mesita de noche, apagué luces…Te abracé y te besé. Clavaste tu mirada en mis ojos, habló tu alma y sintió tu corazón.
             ¿Sabrá el mundo por qué te amo?...¡No importa! ¡Tengo tu permiso!...
             …..Y convertimos a la pared en cama. Pegaste en ella mi espalda o era la tuya la que la acariciaba, deshicimos sedas, arrancamos algodones, quebramos broches y asesinamos botones. Piel con piel, olor y sudor, deseo, ansias y suspiros. Fuerza y vigor, dulzura y ternura, pausa y enjundia, ganas y poder. Escalofrío de mujer, profundo temblor de hombre, contorsión y sensualidad…Pornográfico erotismo solo retratado por nuestra vieja luna.
             Te amo y por siempre así será. Fuiste mía y aunque ahora no estés, siempre lo serás. Porque mi legado sembró una semilla en ti, la semilla más perfecta que nos dio El Creador, la semilla del Amor…Y cometiste un error, la dejaste germinar en tu alma y en ella crecerá, sus raíces envolverán tu cuerpo, su tallo tu piel y sus flores tus sueños. Y es por eso que cada vez que me recuerdas…Tu alma llora.